Abrigos largos, pantalones anchos, blusas de manga voluminosa y vestidos elegantes muestran una serie de estampados de flores en una amplia paleta de otoño, de tonos mostaza, negro, granate, azul marino, rojo, rosa y fucsia.

 Todas las piezas presentan el tejido distintivo de la marca en una variedad de técnicas y muchas de ellas son reversibles y versátiles. Cada pieza de la colección combina bien con otros artículos de su armario.